La Organización del las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) aprobó ayer, miércoles 19 de junio de 2019, la declaración de tres nuevas reservas de la Biosfera en España: la Reserva de la Biosfera del Valle del Cabriel (Aragón, Castilla la Mancha y Comunidad Valenciana), la del Alto Túria (Castilla la Mancha y Comunidad Valenciana) y la de Siberia (Extremadura).

La declaración de estas nuevas reservas supone un compromiso nacional con la conservación, la diversidad biológica y cultural, el aprovechamiento tradicional de los recursos y las costumbres locales de cada territorio, conttribuyendo a mejorar la calidad de vida de las personas autóctonas y el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.

La nueva reserva de la Biosfera del Valle del Cabriel abarca un total de 421.765 hectáreas y se extiende por los territorios influenciados por el Río Cabriel y sus afluentes. La declaración de estas reservas, solicitadas por los habitantes de cada territorio,  tiene como objetivo contribuir a su desarrollo socioecnómico y ser un motor para crear empleo, fijar a la población y luchar contra los problemas más acuciantes de estas zonas, como el despoblamiento.

En el caso de los territorios valencianos, se trata de las dos primeras figuras jurídicas de protección de este tipo que alcanza la Comunidad Valenciana. En la Plana de Utiel, 4 son los municipios implicados: Villargordo del Cabriel, Requena, Venta del Moro y Caudete de las Fuentes. La diversidad de paisajes, apenas transformados por la escasa densidad de población de la zona, las imponentes formaciones geológicas y los numerosos hallazgos paleontológicos han sido determinantes para su declaración como reserva de la Biosfera.

Más información: Reserva Biosfera Valle del Cabriel

Plano de la Reserva de la Biosfera Valle del Cabriel